Un día después

Una vez el gran día ha pasado, los novios os podéis relajar y dejaros llevar hacia vuestra luna de miel. Mientras, en Yes I do velamos por vuestros invitados y sus necesidades. Nuestro servicio no acaba en el baile, sino cuando todos los invitados están en casa, felices, y reciben vuestro escrito de agradecimiento.